El insomnio durante el embarazo: consejos para combatirlo

Los cambios hormonales que se experimentan durante el embarazo tienen como una de las consecuencias inherentes la alteración del sueño. Los nervios y el desconocimiento por la situación nueva que va a llegar, alteran el estado anímico y eso puede conllevar en muchas ocasiones, la dificultad para dormir plácidamente. De hecho, numerosos estudios indican que más del 85% de las mujeres embarazadas padecen cambios en el patrón del sueño y por ello, desde Cellab queremos aportaros unos consejos para superar este problema.

¿Qué podemos hacer para combatir el insomnio?

  1. Deporte suave y controlado: la práctica deportiva durante el embarazo puede ser una solución siempre que se practique en su justa medida, adaptado a las condiciones físicas y en las horas centrales del día. Se desaconseja por completo realizar deporte antes de ir a dormir, ya que aceleraríamos nuestro cuerpo y sería contraproducente para encontrar la relajación necesaria para la conciliación del sueño.
  2. ¡Relax, please!:realizar ejercicios de relajación como leer, escuchar música, meditar y ponernos ropa cómoda y confortable nos ayudará a conciliar el sueño.
  3. Siesta: dormir unos 20-30 minutos después de comer en muchos casos es prácticamente imposible, pero es mano de santo para muchas embarazadas. 
  4. Cenar ligero: controlar la dieta y cenar lo justo y necesario ya es un consejo general para dormir bien, pero cuando se está embarazada todavía es más importante. Cenar pronto y controlando los alimentos, nos ayudará a realizar la digestión de manera progresiva y a no sobrepasarnos con el peso.
  5. Horarios regulares: intentar dormir siempre las mismas horas y en el mismo horario nos ayudará a respetar los horarios y a adaptar a nuestro cuerpo a una rutina. 
  6. Infusiones sí, pero con moderación: la valeriana, el poleo menta o la tila son siempre un buen compañero de viaje, pero no debemos abusar de ellas. El hecho de que se realicen con agua aumenta su capacidad diurética y eso nos comportará más visitas al lavabo. 
  7. Temperatura agradable: controlar el frío y el calor es más importante de lo que nos creemos. Llevar el pijama adecuado, tener las mantas necesarias o graduar bien la temperatura de la habitación será un factor decisivo en la conciliación del sueño.

Desde Cellab recomendamos siempre consultar a vuestro médico los consejos particulares a seguir, ya que os darán unas pautas personalizadas de vuestras necesidades.

¿Queréis conocer más detalles sobre Cellab y sus servicios? ¡Escribidnos sin compromiso a info@cellab.comy os llamaremos!